El Fantasma le ganó por 84-66 a Libertad y se recuperó de las últimas derrotas. Giordano (17 puntos), junto con Fernández y Cantón (con 16 unidades cada uno) fueron los mejores del elenco correntino.

Libertad arrancó con una formación diferentes a las anteriores, ocupando la titularidad en la base Mateo Pérez y como escolta Nicolás Quiroga. El inicio fue equilibrado hasta que Gallizzi debió ser reemplazado por Cantón debido a una molestia física porque el pivot fue una amenaza constante, asestando 8 puntos que le posibilitaron distanciarse al Remero por media docena de unidades.

Pablo Martínez, que ya ha demostrado no pesarle la Liga Nacional pese a su inexperiencia, limó la desventaja pero Regatas volvió a escaparse en el tramo final del primer capítulo por algunas distracciones del rival y la producción de Jamaal Levy, retirándose al descanso corto por una máxima de 9 (18-27).

En el segundo período, liderados nuevamente por Cantón, los correntinos establecieron otra máxima de 16 (24-40). Pero el entrenador Saborido decidió tirar a los más experimentados a la cancha promediando el cuarto y acertó.

Los Tigres atravesaron un gran pasaje defensivo que secaron al rival por 5′ y estamparon una decena de puntos consecutivos que volvió a ponerlos en juego en un cuarto de muy bajo goleo (16-15) para retirarse a los vestuarios por 8 abajo (34-42).

Los Tigres volvieron a imponerse ajustadamente en el tercer período con otro parcial de bajo vuelo ofensivo (16-14) pero un meritorio trabajo defensivo trabó los ataques correntinos. Salvo Cantón que se las ingeniaba en la pintura y Giordano que empezaba a mostrar la buena perfomance que tendría en el cierre, el resto de la formación de Lucas Victoriano lucía bastante poco. Enfrente, el tridente Hure, Alloatti y Manuel Alonso convertirían la totalidad de los puntos aurinegros para despedirse por 6 abajo (50-56).

El equilibrio en el juego en el último capítulo se sostuvo hasta los 5′ iniciales. La salida de Cantón y las 4 faltas de Galizzi condicionaban el juego interno de Regatas. En ese lapso, los sunchalenses gozaron de un Saglietti iluminado que lideraría una remontada de 10-5 para ponerse a la mínima (60-61).

Pero Libertad bajó su rendimiento en el tiempo restante, especialmente en la defensa que tanto rédito le había dado y el Remero no le perdonó semejante distracción, estampando un contundente 6-23 sustentado en dos perímetrales que calentaron la mano en el momento justo: Marco Giordano (9) y Martín Fernández (8) abrieron la puerta para que Regatas desatara el festejo en el Héctor Echart.

Fuente: Prensa Libertad
Foto: La Liga Contenidos